¿En qué casos se aplica el uso de implantes dentales?

Los implantes dentales son elementos que se ubican debajo de las encías para reemplazar las piezas perdidas, la mayoría de veces se hace por estética. En este post explicaremos en detalle en qué casos se necesita el uso de estos.

También te va a interesar: 5 cuidados que debes tener con tus implantes dentales

¿En qué casos se utilizan?

1. La caries se ha comido parte del diente: La caries se forma porque el esmalte de los dientes se deteriora a raíz de la placa bacteriana. Puede darse en cualquier edad. Si ese es tu caso y la caries se ha comido gran parte de tu diente, lo más recomendable es que se aplique el uso de los implantes.

2. El bruxismo ha deteriorado tu diente: El bruxismo es cuando rechinan los dientes apretándolos fuertemente. Esto se da regularmente en las noches mientras duermes, la mayoría de veces inconscientemente. Si esto deteriora el diente al punto de que se está partiendo, entonces te deben aplicar el uso de los implantes.

3. Se ha perdido la pieza por accidente: Si tuviste un accidente donde se perdió una o más piezas dentales, es recomendable el uso de los implantes. Esto te dará de nuevo la tranquilidad de sonreír; sin embargo, debes consultar con un especialista porque puede que no sea la opción ideal en algunos casos puntuales.

4. Depende la cantidad de hueso que se tenga: En promedio, se debe tener 12 mm de altura y 4 mm de anchura ósea para que el proceso salga bien, aunque también, según lo que te diga el especialista, puedes realizarte un aumento óseo con un injerto de tejido.

5. La edad y salud del paciente importan: Aunque es un procedimiento que se puede hacer en cualquier edad, no es lo mismo hacerlo a una persona joven que a una más adulta, por el riesgo de la implementación. La salud también influye mucho en el proceso, lo más recomendable es que estés sano a la hora de realizar el implante.

6. Personas que estén dispuestas al proceso: Debes saber que es muy proceso largo y complicado, por lo que tienes que estar comprometido totalmente a la hora de realizarlo. Influyen muchas cosas, así que no se sabe cómo vaya a reaccionar tu cuerpo. Puede ser que los rechace, por lo que tendrías que volver a ponértelos. Tener muy buena higiene es vital, no se debe fumar tabaco ni beber alcohol. Quizá tengas que cambiar varios hábitos.

7. Personas con salud mental estable: No es para nada recomendable el implante en personas que estén teniendo problemas. Si tienes mucho estrés o estás pasando por una depresión o ansiedad, lo mejor es que esperes a sentirte mejor porque esto puede afectar el proceso.

8. Personas que no estén tomando medicamentos: Si estás tomando algunos medicamentos que bajen las defensas, no es bueno ponerte los implantes. Según algunos estudios, las pastillas para el ardor del estómago o algunas para la hipertensión influyen negativamente en el proceso. Un gran porcentaje de estos fracasan, por lo que, si estás tomando estas pastillas, lo mejor será que no lo hagas.

9. Se quitó la pieza dental, pero quedaron restos: Si te quitaron una pieza dental, pero dejaron algún resquicio, debes esperar que la encía sane totalmente y que el hueso cicatrice. Luego habrá que poner una especie de tornillo y finalmente se pone el implante. En realidad ese tornillo es parte de los implantes.

Estas son los principales casos en los que es recomendable usar o poner los implantes de dientes. Ya que lo sabes, podrás decidir si es lo que necesitas.