Coronas en cerámica, la belleza natural que nos proporcionan.

Coronas en cerámica, la belleza natural que nos proporcionan.

Coronas en cerámica, la belleza natural que nos proporcionan.

 

La estética dental es cada vez más relevante en nuestro mundo competitivo, donde las redes sociales nos exponen a ser vistos por millones de personas, e influenciar a otros es sinónimo de gustar. El cuidado dental se convierte en un factor importante a la hora de crear nuestra propia marca persona. Por ello tratamientos como los implantes de coronas en cerámica se han convertido en aliados útiles a la hora de devolver a nuestra sonrisa naturalidad.

Las coronas en cerámica son una cuestión de calidad

La gran ventaja que proporcionan las coronas hechas en cerámica es su calidad estética. Dado que la cerámica tiende a ser traslúcida, ligera y moldeable, simula muy bien el color y la forma natural de los dientes, creando la sensación de no tener ningún tipo de implante.

Con las nuevas tecnologías de fabricación de coronas, como la CAD-CAM, que consiste en la digitalización de los patrones dentales, con el apoyo de computadoras especializadas, se pueden crear coronas que imiten los detalles más sutiles de la dentadura de cada paciente.

Es de resaltar por ejemplo que las coronas de cerámica son una opción universal, que puede tomar cualquier persona que quiera corregir algún problema estético en sus dientes, debido a que éstas coronas son totalmente biocompatibles, es decir que no generan reacciones contra el implante, ni áreas grisáceas alrededor de la zona de las encías, que pueden generar otras complicaciones.

Especialmente útiles para personas que sufran de alergia a los metales usados en los implantes.

 

También te va a interesar: ¿Qué tipos de implantes dentales existen?

 

Ventajas de usar coronas en cerámica

Te devuelve la sonrisa

Como vimos, la sonrisa es importante para desempeñarte en muchas áreas del mundo laboral, ya que nuestra cara es la puerta de entrada a los demás.

 

Las coronas en cerámica son una cuestión de calidad

 

Sin embargo muchas personas no sonríen por miedo a que su sonrisa no cumpla con los criterios que debería tener una sonrisa armoniosa y natural, y esto ocurre frecuentemente cuando tienes problemas como carencias de dientes o dientes deformados.

Estudios realizados por la Universidad de Portsmouth (Reino Unido), indican que nos vemos más guapos cuando sonreímos, incluso nuestra posibilidad de conseguir pareja o un trabajo aumentan. Además de mejorar nuestra autoestimas por la generación de endorfinas, neurotransmisor que nos hace más felices y alegres.

Tienen una alta durabilidad

Los implantes dentales, como cualquier prótesis en el cuerpo humano, tienen un tiempo de vida, debido a que el propio cuerpo no puede regenerarlos, entonces el desgaste y el uso van haciendo que sea necesario reemplazarlos.

Y una de las grandes ventajas que tienen las coronas fabricadas a partir de la cerámica es su durabilidad. Aunque depende de diversos factores, como el cuidado del paciente, la higiene bucal general y la exposición al uso (que varía según la dieta), en general el tiempo de duración de una corona de cerámica es de entre 10 a 12 años de vida sin problemas.

A partir de allí el odontólogo evaluará si se requieren cambios para el caso en concreto.

Compensan el costo-beneficio

Cuidar nuestra salud dental es una inversión y como toda inversión deben tomarse las medidas adecuadas para que sea rentable. Una de las mejores inversiones en cuanto al nivel de acabado estético en el mercado son las coronas de cerámica, sobre todo si se usan las que tienen como soporte componentes no metálicos, como el zirconio. Dando la apariencia de ser un diente normal y sano. Contrario a lo que ocurre con otro tipo de implantes, como las coronas metálicas.

No dejes al azar algo tan importante como tu sonrisa, y si estás interesado en arreglar algunas imperfecciones, cambiar tus coronas en cerámica o hacerte un implante dental, te recomendamos que busques a un especialista en el área. Recuerda siempre sonreír.