COMPLICACIONES DE LOS IMPLANTES DENTALES

complicaciones implantes

Los implantes dentales son una alternativa moderna y con un éxito a largo plazo para restauraciones fijas o removibles.

Algunas complicaciones pueden ser relativamente menores y fáciles de corregir, mientras que otras serán importantes y darán como resultado la pérdida del implante.

 

Complicaciones más comunes

Las complicaciones de los implantes generalmente pueden clasificarse por secuencia temporal y definirse como una complicación temprana o tardía. Una complicación temprana se puede definir como un problema que surge antes de la oseointegración del implante dental, mientras que una complicación tardía ocurre después de que el implante se ha oseointegrado. A continuación encontrarás las más frecuentes:

  1. Fallo de la osteointegración (el implante está suelto o se cayó)

La falla de un implante a menudo se atribuye a la falla del hueso para fusionarse adecuadamente con el implante. Un implante se considera un fracaso si es móvil, se cae o si muestra signos de pérdida.

Varios factores pueden causar que esto suceda, incluyendo posicionamiento incorrecto, densidad o volumen óseo insuficiente, sobrecarga, daño a los tejidos circundantes, infecciones tempranas o tardías no tratadas entre otros.

 

  1. Peri-Implantitis (Infección)

La peri-implantitis o infección puede aparecer cuando hay bacterias presentes durante la cirugía oral o en cualquier momento después de la cirugía una higiene oral no adecuada, o una incorrecta toma de antibióticos.

 

  1. Daño nervioso y tisular

Otro posible, pero raro, problema es el daño al tejido que rodea al implante, específicamente los nervios. Cuando un implante se coloca demasiado cerca de un nervio, los pacientes pueden experimentar un dolor crónico. En casi todos los casos, el problema se soluciona con el retiro del implante.

 

  1. Fracturas 

Es importante hablar con tu dentista de tus “comportamientos dentales”, ya que estos pueden poner tu implante en riesgo. Por ejemplo, si tiendes a apretar o rechinar los dientes (bruxar), la fuerza contínua sobre el implante puede provocar su fractura. Por esto el profesional debe realizar, una vez finalizado el tratamiento, una placa nocturna como protección.

Lo mismo pasa si el implante se coloca de forma incorrecta y de una manera que causa estrés o presión excesiva.

 

tratamientos dentales

Es muy importante que este procedimiento te lo realices en clínicas odontológicas de confianza, contáctanos para mayor información.